viernes, 26 de diciembre de 2008

Manifiesto AntiNavidad (que quedó en mero intento)

Algunos de los párrafos aquí contenidos provienen de parte de los 43 comentarios que dejé hace exactamente un año en el blog El Club de lo Insólito cuando se trató el tema ¿Cómo saber si he recibido un milagro? No creo repetirme a mí mismo hoy ni que esto sea un refrito puesto que el contexto es otro: en aquella ocasión el tema central fueron los eventos ‘sobrenaturales’ y hoy es el significado de la Navidad. Ignoro hasta que punto el tema pueda resultar interesante para alguno de ustedes (sé al menos de antemano que habrá quien ponga su cara de puñete porque le aburre lo que hablo y escribo – se agradece su honestidad), pero, si es así, recomiendo una rápida lectura a los argumentos usados en aquella ocasión en el post y enlace mencionados.

Ofrezco mis excusas porque a mitad de post me voy por las ramas en una digresión propia mía y me detengo a analizar el origen de mi ateísmo.

Hace un mes – exactamente el viernes anterior a la celebración de Acción de Gracias en la última semana de noviembre - la subdirectora de mi escuela me preguntaba (nuevamente, pues ya es el segundo año seguido) que haría por Thanksgiving… segundos antes de retractarse ella misma, sonreir medio avergonzada y recapitular ‘Es verdad que tú no celebras, J… pero fíjate que más que un día religioso es un pretexto para comer mucho’.

La profesora de educación física me invitó a pasar ese día con ella y su esposo cuando supo que en aquella fecha yo andaría en casa viendo tele o navegando en el internet. ‘J…, mis hijos ya están grandes y no es una jornada para que estés solo. Además, no le damos ningún significado sagrado, solo comemos y vemos películas’. Insistió en que tome nota de su número telefónico, pero yo ya sabía de antemano que no llamaría a nadie en aquella semana de vacaciones (además, mis dos roommates se fueron de vacaciones a México y me dejaron más Solano que el que juega en Grecia ahora).

Ambas (la subdirectora y la maestra) saben perfectamente – ahora – que, además de la fecha mencionada, mi mayor actitud antifiestas es a la Navidad y a todo lo que ella significa realmente.

Lo más irónico es darme cuenta que en mis últimos años he visto expresiones por todos lados que me dejan un mensaje grande: yo le doy mayor significado a las fechas sagradas que muchos de los mismos creyentes… o, en todo caso, soy mucho más consecuente con mis creencias (al menos las que son realmente profundas y personales) que quienes profesan una fe. No voy a empezar con la clásica y consabida crítica hacia la gente que no presta especial interés a la venida del ‘Mesías’ para preocuparse más bien por los regalitos, el arbolito y los adornos porque no me causa interés en lo que se fije otra gente acerca de una fecha que no me interesa a mí.
(Parentesis: Esta espectacular parodia de Seth MacFarlane, creador de Family Guy, muestra a Jesus burlandose de Visnu - segunda deidad de la trimurti hindu y conservador de la creacion - porque 'parece que cada casa en America - osea EE.UU. - tiene adornos para celebrar MI cumpleanhos... donde estan los adornos para celebrar TU cumpleanhos? Quizas en India?... No?' Ya se imaginaran que se desato una 'Guerra Santa' en Youtube - donde, logicamente, participe hace algunos dias - puesto que muchos sintieron que se insultaba a Jesus, otros que se hacia burla del hinduismo y, en general, se dieron muchas lecturas al video. Cual es la mia? Simple: el cristianismo es una de las religiones con mas parafernalia que la aleja de su sentido espiritual original)




Cuando me senté frente a la computadora pensé que este sería un verdadero manifiesto y que podría explicar ampliamente en un corto post el por qué de mi – más que indiferencia a estas fechas – ateismo como generador y factor principal en este tema. Reconozco que fui un soberbio conmigo mismo y con ustedes al creer que eso sería posible sin un debate. ¿Cómo resumir en poco párrafos los motivos de mi paso de niño y púber católico a adolescente agnóstico para terminar siendo un adulto ateo? (y ojo que autoproclamarse ateo en un país tan cristiano y conservador como al que me vine a vivir es tan subversivo como quemar una bandera estadounidense en una reunión de republicanos).

(Nota mental: No quiero ni puedo caer en contradicciones al afirmar alegremente que fui un niño católico puesto que estoy ampliamente de acuerdo con Richard Dawkins, quien en su genial obra The God Delusion señala que es absolutamente incorrecto referirse a los niños como 'un niño cristiano' o 'una niña musulmana' o 'un niño hinduista'. ¡ERROR! Se debe decir 'un niño de padres cristianos' o 'una niña de padres musulmanes', etc. porque precisamente a tierna edad ellos no saben discriminar las razones por las cuales aceptan una fe. Seria una rocaza tan grande como llamar a un infante 'un niño republicano', 'un niño demócrata' o entre nosotros 'un niño aprista'.

Lo que ocurre es que la gran mayoría de seres humanos en el Perú son 'hijos de padres cristianos' que luego se 'gradúan' de 'hombres cristianos').

Yo soy uno de aquellos pocos ‘graduados’ que se alejó de su ‘alma mater’ entonces. ¿Cómo empezó todo? Supongo que siendo un temprano y fanático lector de la mitología griega (seguida posteriormente por la romana, hindú, egipcia, escandinava y finlandesa). Creo que preguntándole a mi madre ‘¿Dios se ofenderá porque estoy leyendo sobre dioses de otras partes?’… a lo que tengo que agradecerle completamente el hecho que siempre me haya puesto en claro que la cultura es un atributo humano y no una falta.

Pregunta inicial que me hice de niño: ¿Por qué nosotros tenemos la razón sobre Dios y ellos no? Recuerdo perfectamente el día que aprendí que había protestantes en el mundo (mi mundo era Lima), específicamente mormones (el cine Varela se había transformado en una iglesia de los seguidores de Joseph Smith Jr.), y el horror que sentí al saber que había ‘gente rara’ que creía en Jesús pero no en la Virgen ni en los Santos (bueno, recuerden que siempre estudié en el cole Salesiano de Breña). ¿Qué les pasa?

Siguiente pregunta: ¿Por qué tanta gente está equivocada sobre Dios y no creen lo que creemos nosotros? ¿Por qué hay musulmanes, budistas, hinduistas, taoístas, confucionistas, judíos, cristianos protestantes (testigos de Jehová, mormones, pentecostales, presbiterianos, metodistas, anglicanos, etc.) repartidos en el mundo?

La última interrogante se cayó de madura: ¿No seremos nosotros quienes estemos equivocados?, que finalmente degeneró en ¿No será que todas las religiones están erradas precisamente porque fallan en la misma premisa, es decir la existencia de Dios?

Y las preguntas no dejaron de tocar la puerta: ¿Hay un solo Dios? ¿Hay acaso un Dios? ¿Por qué aceptamos lo que dice el Papa en materia de fe? ¿Por qué en la Biblia los hebreos representan a las divinidades de los pueblos vecinos – Babilonia, Persia - como demonios? (ver las primeras escenas de El exorcista, durante la excavación en Irak, y verán a lo que me refiero). ¿Qué habría pasado si es que Enrique VIII hubiese obtenido su divorcio de la reina Catalina (hija de los Reyes Católicos de España) del Papa Clemente VII, tal cual era su deseo y no se hubiese autoproclamado nueva cabeza de la Iglesia en Inglaterra? ¿Quizás habrían llegado a territorios norteamericanos más católicos y menos protestantes? ¿Qué habría pasado si es que hace 500 años nuestras regiones no hubiesen sido conquistadas y evangelizadas por españoles y portugueses, sino, por ejemplo, por árabes seguidores de Mahoma? ¿Qué credo estaríamos defendiendo hoy?

Dejo allí este punto – pienso volver a la hora de los comentarios - para volcarme otra vez a la Navidad.

Conozco muchos ateos y agnósticos que celebran la Navidad, pero yo no los celebro a ellos. Mejor dicho, no tienen mi respeto. Son personas que están exactamente en el mismo nivel de los creyentes que compiten para ver quien tiene su casa mejor arreglada o quien hace el mejor regalo. Se llenan la boca diciendo que, aunque no crean en Dios, hay que rescatar lo mejor de estas fechas: amor, paz y estar con la familia y los seres queridos… o sea un mamarracho de ideales falsos. ¿Por qué? ¡Hipócritas! ¡Esos deseos de bienestar deben perdurar todo el año! No soy enemigo de dedicar un día al amor en especial (porque alguien puede salir a decirme, con razón, que según el mismo criterio no debería haber día de la madre o del padre puesto que hay que amarlos todo el año) pero sí que sea la única oportunidad - para millares de gentes – en que se comparta un abrazo o se piense en los que tienen menos.

Repito, es simplemente cuestión de ser consecuente con lo que uno cree de manera más firme. No voy a celebrar el cumpleaños de Jesús, pues aunque considero que fue un ser humano extraordinario con un poder de liderazgo remarcable, una oratoria fundamental, un sentido de la moral y la ética prodigiosos, un hombre admirable desde todo punto de vista y alguien que amó demasiado a sus semejantes (especialmente a los más pequeños, a los enfermos y a los desvalidos), sé que fue uno más y que de divino no tuvo nada (a no ser que usemos la palabra de manera muy coloquial).

Y es que hubo otros como él, solo que en latitudes, tiempos y contextos distintos. ¿Nombres? Sidharta Gautama (el Buda), Confucio, Mahoma, Zoroastro, etc. Al igual que Jesús, ellos llegaron con un espectacular discurso que tuvo sentido para sus seguidores.

Por eso no doy regalos ni los recibo en Navidad. Porque trato de no ser hipócrita.

Esa es mi razón y no es absoluta ni universal. Es mi verdad y, como buen relativista, sé lo arriesgado que es usar esa palabra. Espero que compartan también la suya si fueran tan amables. ¿Qué significa esta fecha para ustedes?

J

Sé que salió muy denso. Prometo videos en pocas horas. Yo mismo necesito hacer algo light right now para abandonar este dolor de cabeza y de espaldas… pero el apasionamiento y la satisfacción de poder escribir sobre este tema es algo que nadie me lo quita.



14 comentarios:

Frani dijo...

Lo gracioso es que entre líneas se lee que Navidad debería de ser todos los días del año. Un abrazo, amigo Jota. Que el niño Samaelito nazca en tu corazón y colme tu hogar de bendiciones.

JOTA dijo...

Oye, brother Frani! Muy interesante lectura del post! Estamos de acuerdo en el fondo, aunque no en la forma. Todos los dias del anho deben ser dedicados a difrutar de la vida, de la familia, de los amigos y buscar cada una de esas llamadas bendiciones.

Siempre los buenos deseos se reciben con agrado y una sonrisa. Que tu hogar tambien sea feliz y que recibas el anho 2009 de la mejor forma.

Un fuerte abrazo!

J

aLexandra dijo...

creo que la navidad es importante porque da un espacio para reunirse con la familia. a veces no podemos juntarnos todos ni para el día de la madre, pero en navidad es un hecho que estaremos todos en la casa de mi abuela celebrando. ya me di cuenta, ya nos dimos cuenta, que lo de los regalos es un pretexto. cuando éramos chicos era divertido (jei, no me malinterpreten... también era divertido sin los regalos... mientras los adultos comían nosotros jugábamos a las chapadas a correr y a los títeres... tal vez la palabra sea emocionante, pero bueno...) y luego ya no importaba tanto.
esta navidad estuvimos bastante divertidos hablando, poniéndonos al día y viendo cantar a mi primita... quienes más atención tuvieron sobre los regalos fueron mi abuela, mi primita de 3 y mi sobrina de 1: las niñas.

el tiempo antes de la navidad para mí es paja. yo celebro el adviento con mi papá, con mi mamá y mi hermano. lo bacán es que mi papá y mi mamá hace 11 años que no están juntos. aún así nunca hemos dejado de juntarnos alrededor de la corona y celebrar esa pequeña ceremonia. hubo un tiempo en que no me gustó, porque la sentía vacía y obligatoria, pero ahora que miro hacia atrás me doy cuenta que por esas épocas yo no me sentía muy contenta en general. ahora que mi hermano y yo somos grandes es mucho más bacán porque esa pequeña ceremonia nos acerca. hablamos de nuestros problemas, filosofamos un poco, somos más sinceros. y claro, como eso se tiene que repetir, pero sabemos que es difícil para tdos hemos quedado en que el 3r domingo de cada mes nos juntaremos para comer un helado y hablar. a ver qué pasa.


no sé, j, creo que exageras cuando dices que son/somos hipócritas. la presión de los días es grande y es bueno darse un rato, no?

rayos. me gustaría seguir, pero tengo que seguir chambeando :( lo dejo ahí por el momento!

pero antes, feliche navideche para todos. debería explicar eso también pero la jefa me llamó -.-

aLexandra dijo...

esto me gustó :)

"Siempre los buenos deseos se reciben con agrado y una sonrisa."

Javier g. dijo...

Ahora las personas ke son ateas y celebran la navidad son hipòcritas.
No te das cuenta de ke la navidad no solo signfica celebrar el nacimiento de Jesus, sino tambièn el plus de ser el dìa perfecto para estar a lado de la familia a la ke no puedes ver por diversos motivos, ya sea por estar lejos,por trabajo,salud,educaciòn,etc.
La navidad es màs ke lo ke has comentado profe.

4R3SIUS dijo...

Navidad, a mi no me emociona en lo más mínimo. Respeto, sí, me viene y me va, también. Sólo por mi viejita me sigo soplando el ritual de esperar a las 12 para cenar (con la conscecuente indigestión inevitable del día sgte, los kg de más por cenar tan tarde). Sólo por ella tengo q soportar estar despierto cuando el cansancio me cierra los ojos desde las 10, porque, igual, hay que trabajar el 26. Respeto, sí. No me importa si son buenos o malos católicos, cristianos, judíos, cuáqueros, etc.
Menos aún me interesa si van a comprar o no regalos (ahí sí, a los niños sí les regalo, porque no puedo romperles la ilusión, eso me gana) pero lo único que pediría es que se dejen de tonterías alienantes como tomar chocolate caliente a 22 grados de temperatura ambiental!!! Comer panetón (¿?); pavo y puré de manzana(como si fuera acción de gracias)... Tan sólo falta que la gente salga en trineos por Lima a flotar en Rinconada o la Atargea!!!

JOTA dijo...

Querida Alexandra, gracias por comentar y dejar claro tus sentimientos y tu percepcion sobre la Navidad. Con tus palabras y las de mi amigo 'Domingo Savio' (quien comento este mismo post, solo que en mi blog porque lo quise colgar en mas de un sitio) puedo comprender que esta fecha sirva para reunirse con los seres amados y se compartan buenos momentos al hacer perdurar tradiciones que heredamos desde hace muchos anhos. Soy conciente que a veces eso no es posible debido a la celeridad con que se vive, la cantidad de ocupaciones que tenemos y el hecho que los familiares puedan estar lejos el resto del tiempo. Cada caso es unico y respetable. Yo seria el ultimo en criticar eso.

Precisamente por eso es que necesito dejar claro que mi etiqueta de 'hipocritas' tienen otros destinatarios: aquellos que no creen en Jesus pero se 'cuelgan' de la coyuntura de las celebraciones y aquellos que si creen pero dejan de lado su verdadera significancia en la fe para preocuparse mas en los regalos y los abrazos... y no ser consecuentes durante el resto del anho con esos valores que dicen seguir.

(Por cierto, a ver si chequean 'El Club de lo Insolito', ya que estamos en este mismo tema y el debate esta genial)

Parece que el post me quedo un poquito confuso, no? :(

Un beso, querida amiga. :)

J

PD: Me alegro que te haya gustado esa linea de mi escrito (aunque sea... :( ). Me refiero a que no por ser yo ateo, dejo de apreciar cuando alguien me dice 'Que Dios te bendiga' o 'Ve con Dios' porque si eso tiene significado para ellos, quiere decir que me desean lo mejor. Y eso es algo que siempre valoro.

JOTA dijo...

4R3SIUS, suscribo mi adhesion a tu pedido de no tomar chocolate caliente en pleno verano (es una costumbre demasiado del hemisferio norte y concuerdo en que es el colmo de la alienacion), asi como anhadir que no se torture a la gente que se cachuelea durante Navidad vistiendose como Papa Noel con kilos de ropa, no solamente de invierno, sino de invierno polar.

Sobre los ninhos: como aqui mis alumnos se entusiasman con la Navidad y se esmeran en darme regalitos a veces, pero saben que no celebro (sin conocer los detalles del por que) me colocan 'Feliz anho!' Que hago yo? Les organizo una fiesta de 'fin de anho donde comemos hasta por gusto'.

Anho nuevo si que lo celebro como loco.

Un abrazo, bro. Que chevere es ver que Frani, Alexandra y tu entendieron el tenor del post, su mensaje y contaron con las herramientas logico/academicas que da un buen razonamiento para enriquecer el post. La ironia de Frani fue simplemente genial, el pertinente cuestionamiento de Alexandra dio pie a una necesaria aclaracion mia sobre una de las frases mas fuertes de mi escrito y tu experiencia propia sobre la Navidad es una clara muestra de cuan unicos somos los seres humanos en materia de sentimientos, ideales, fe y valores. No dudo que, aunque no celebres lo que debe ser parte de un 'buen cristiano', eres una persona llena de cualidades que quiere y respeta a sus semejantes.

J

aLexandra dijo...

(caray, se me borró todo... ahhh, los viejos tiempos :) )

jotaaa! pero sí me gustaron más cosas! quería hacértelo saber, pero tenía que irme ya ya (trabajar puede doler :( ) y ahora que lo pienso bien esa frase tuya resume bien lo que rescatas de las fiestas y de las gentes. porque eso es lo que importa no?, el cariño y la amistá :)

JOTA dijo...

Ahhhhh shaaaaa, ok. Sale Ale, gracias. Queda entonces claro que hubo mas cosas rescatables... jejeje.

Cierto es que mucho trabajo puede doler. Yo no laboro hasta el 5, asi que me queda sacarle todo el juguete a estos dias. Mientras tanto, me mudo de casa. Que joda...

J

Coco dijo...

jota, prosor, acabo de llegar de mi super trip por las rutas del sur de ica y recien me estoy poniendo al dia.
estoy saliendo de las celebraciones de año nuevo, y mas atràs de las de navidad.
al igual que tu, yo tambien sali de colegio catolico apostolico romano y demas hierbas y especias, y de manera similar a ti, me hice muchas de esas preguntas durante mucho tiempo despues de mi fiesta de promocion y a medida que iba conociendo el mundo.
no soy ateo y tampoco me considero agnostico, porque esa palabrita me suena tan hipocrita como los ateos que celebran navidad. considero que existe un ser superior que cada pueblo y cada cultura ha adaptado con el nombre que mejor le encontraron, pero ese no sera motivo de discusion en este post (para eso estaran las chelas de tu proximo trip por aca).
retomo. la navidad tiene de todo, no solo se ha comercializado la navidad, se ha comercializado todo dios mio! a veces trato d escapar de tanta fanfarria publicista y solo me encuentro mas :S...ya, me agarre de una rama, porque me estaba yendo. yo rescato de la navidad lo mismo que muchos grinchs han comentado, el compartir en familia, entre amigos, con quienes quieres tener cerca y te sientes bien con ellos. si es cierto, para eso esta el resto del año, pero no esta mal darle un lugarcito especial como la fecha de tu santo a estos dias, ademas creo que ya quedo claro que con la vida agitada de hoi en dia, no la hacemos loko. navidad, natividad, nacimiento, de muchas cosas dentro de uno, es como pararte en pits una vez al año y darte tu reabastecimiento de positivismo, optimismo, alegria, compartir y empezar el año con las pilas bien puestas, con toda la cursileria que ello conlleva.
en fin, lo djo ahi por el momento porque llevo manejando diez horas y ya se me cierran las persianas...y quiero leer el post d vida antes d qdarme jatisimo (dianilla! lei tu post tmb! y me qde con la misma duda q ale...q fue de rodolfo???)

JOTA dijo...

Coco, muchachon, veo que has venido embalado desde el sur. Que chevere tu viaje y que buena manera de empezar el anho. Esas celebraciones son las que jamas se olvidan y no hay nada como las buenas vibras para que se contagien los proximos 12 meses.

Veo que tambien saliste de cole caotico, perdon, catolico. Te tomo la palabra y con mucho gusto me pongo las primeras ruedas de chelfas para iniciar esa fascinante conversacion la proxima vez que este por Limon. A ver quien se apunta (aunque, en todo caso, ya se quien NO se apunta, jejeje).

Una chiquita nomas sobre el asunto del ser superior unico que es percibido de distintas maneras por otros tantos pueblos: un buen amigo mio me sugirio hace mucho tiempo una metafora bellisima sobre esto. Decia que Dios es como un rayo de luz que caia sobre un prisma y que este se reflejaba en innumerables direcciones para ser visto de diversas maneras por distintos pueblos en distintas epocas.

Si bien este simil me pareceria valido si es que solo hubiesen religiones monoteistas en este mundo (aplicable, por ejemplo, al Yahve hebreo, Ala musulman o el Dios cristiano), le tuve que decir que las antiguas o actuales religiones politeistas (hinduismo hoy y toda clase de mitologias antes) o las religiones no teistas (budismo, taoismo, confucionismo, etc.) no encuentran explicacion aqui.

Ya no la hago mas larga que pedo de culebra, Coquito. Espero las historias de tus proximos viajes en tu poderoso Volswagen.

Te puedo llamar el Chavo del Vocho?

J

Juez y Parte dijo...

Vaya, ha pasado algún tiempo, y recién decidí comentar. Tal vez buscando descontextualización.

Me considero ateo, aunque muchas veces coqueteo con el deísmo (muchas veces he encontrado la divinidad en el cuerpo de una mujer).

¿Celebrar o no la navidad? Para algunas personas importantísimas en mi vida (mi madre, mi abuela, por ejemplo) es el mejor día del año. Ya las hago sufrir mucho haciendo cosas en las que creo y ellas no entienden. Pasarla al lado de ellas, dando y recibiendo un regalo, es una de las pocas alegrías que les puedo dar. Ergo, sí celebro la navidad.

J^P

angelica dijo...

Soy atea esceptica y tengo 16 años, mis padres son catolicos, sin embargo el 24 de dicembre solo hacemos una cena familiar y un intercambio de regalo ( una costumbre que, aqui en venezuela se hace en fines de semestre, fin de año etc.), nada religioso que valla en contra de mis ideologias, es por ello que participo en ella, ademas de que la comida es muy buena, esto no quiere decir que cuando tenga espos@ e hijos lo hare, simplemente lo veo como una tradicion familiar, me gusto mucho tu post, al principio pense que se trataba de una tonteria pero a medida que mas iba leyendo me daba cuenta de tu seriedad y tus buenos argumentos ^.^, disculpa la carencia de acentos.